San Pedro, 25 Sur, Servicentro El Higuerón. San José, CR. Teléfonos: (506) 2225-7511 /  (506) 2234-2730 info@institutowemcr.org Apdo. Postal: 1732120 Costa Rica

NUEVAS MASCULINIDADES

Se trata de una utopía y de una meta sociopolítica, pues a fin de cuentas acercarse a ellas implicará sacudir las bases del patriarcado y todas sus derivaciones.

Pero, para eso son las utopías y los anhelos: para repensar la realidad tal y como está. Construir Nuevas Masculinidades nos lleva también, en forma inevitable, a reconstruir el patriarcado, para, finalmente, poder de-construirlo.
En el Instituto WEM estamos convencidos de que las Nuevas Masculinidades, las diferentes maneras de ser hombre, no hay que tratar de encontrarlas, sino hay que hacerlas o, bien, reconstruirlas. Las podemos llamar alternativas, diferentes o nuevas, pero en todo caso son resultado de un proceso hecho de forma dialógica. Nosotros impulsamos y facilitamos un proceso de cambio, individual y colectivo. Pretender “encontrar” nuevas masculinidades, o una masculinidad esencial, es meterse en la camisa de fuerza de los esencialismos, escenario peligroso que nos puede llevar a que, de antemano, ya dadas, la única tarea sería hallarlas y “ponérselas”, como si de un nuevo traje se tratara. De ahí que en el Instituto WËM sí aspiramos a crear masculinidades cuestionando y modificando muchas de las bases y manifestaciones de una masculinidad hegemónica, tóxica para la convivencia y el bienestar colectivo.
En lo concreto, estamos trabajando nuevas masculinidades con diferentes sectores de la población masculina y en diferentes contextos, con poblaciones rurales, urbanas y peri-urbanas, colectivos indígenas, jóvenes y adolescentes, con la niñez, entre otras, aparte de la adulta.

Nuevas masculinidades 2La incursión al proceso de crear Nuevas Masculinidades la hacemos mediante temáticas generadoras. La inicial es preguntarse, ¿cómo aprendimos a ser hombres? Otra es la paternidad. Nuestra experiencia, por medio de los años de construcción de nuevas masculinidades, es que el trabajar el tema de la paternidad con la población masculina ha mostrado una mayor disposición en ellos para revisarse y emprender el proceso de cambio. La paternidad convoca y moviliza.